Por rebrote de COVID-19 entre funcionarios, Alcaldía de Nariño no tendrá presencialidad

A causa de un rebrote de COVID-19 entre servidores públicos de la Alcaldía del municipio de Nariño, la entidad tomó la determinación de cerrar sus puertas de manera presencial, con el fin de prevenir el aumento en el número de casos positivos en los funcionarios de la localidad.

Se trata de doce servidores públicos que, en su mayoría, son asintomáticos, “Veníamos realizando pruebas y se presentaban casos esporádicos; el número de contagios se aumentó después de la Semana Santa. En la Alcaldía tenemos varios casos positivos de directivos y contratistas que por su trabajo tenían un mayor riesgo de contagio”, dijo María Eugenia Hernández, directora local de Salud.

Lea también: A Rionegro llegaron más de seis mil vacunas contra el coronavirus. 

Además de la Alcaldía, el hospital del municipio también presentó un brote de tres positivos en el área de odontología, donde, actualmente, el servicio se encuentra suspendido y el personal aislado, tal y como lo determinan los protocolos de bioseguridad. “En el hospital tenemos menos casos, pero estamos muy vigilantes en el seguimiento de los síntomas de aquellos que tuvieron contacto estrecho con los casos positivos”, añadió Hernández.

Ante el panorama, en el municipio se desarrollará una jornada de toma de muestras masiva para toda la población que desee acceder al proceso; además, la Secretaría de Salud del municipio reiteró el llamado al autocuidado y seguimiento a los protocolos de bioseguridad por parte de la ciudadanía.

En lo que va corrido del año, en Nariño se han reportado 139 casos de coronavirus, de los cuales 39 están activos actualmente.  

Comentarios