MiOriente > Altiplano > El Santuario > En El Santuario nacieron “Los hijos de la promesa”

En El Santuario nacieron “Los hijos de la promesa”

  • El 9 de julio de cada año, la comunidad católico-romana en Colombia conmemora el Día de la Virgen de Chiquinquirá, a quien la Conferencia Episcopal de Colombia le adjudicó el patronato del país en 1919. Pero esta devoción por “La Chinca”, como también se le conoce a la advocación, viene de años atrás y ha sido motivo para que numerosos templos en el país se hayan levantado para honrar a la virgen cuya imagen está representada por una mujer parada sobre una medialuna, con un niño en brazos y a sus lados el apóstol San Andrés y San Antonio de Padua.

    El Oriente Antioqueño no es la excepción y en el municipio de El Santuario también se alzaron imponentes muros para custodiar la imagen de la virgen de las nieblas y pantanos que significa Chiquinquirá.

    En el marco de la conmemoración anual del día a la virgen chiquinquireña, MiOriente se preguntó de dónde nació en este municipio la devoción por ella y se encontró con una historia simple que nació, literalmente, en el siglo XVIII.

    Según cuenta Orlando Vásquez, corista de la Parroquia Nuestra Señora de Chiquinquirá de El Santuario, aproximadamente desde el año 1765 el capitán Antonio Gómez de Castro, quien figura en documentos históricos como fundador del municipio, recibió de manos de una familia la imagen que hoy es venerada en el altar del templo.

    Pero, ¿por qué le entregaron la imagen de la virgen a Gómez de Castro? Apelando a la historia popular del municipio, fue “La Chinca” quien les otorgó, por gracia divina, los hijos a la familia Giraldo Zuluaga, una pareja de esposos que en el siglo XVIII, en su casa ubicada entre montañas santuarianas, le prometieron propagar su devoción si les regalaba el don de ser padres.

    Tiempo después, cuenta Orlando Vásquez, llegaron “Los hijos de la promesa” y con ellos el eco de la fe de los santuarianos hacia la virgen de Chiquinquirá. Numerosos infantes llegaron a la familia Giraldo Zuluaga, un hogar que quedó inscrito en la historia del departamento y el país por las destacadas actuaciones de sus hijos en diferentes ámbitos.

    Rafael María Giraldo, gobernador de Antioquia de 1855 a 1862 y fundador del Colegio San José de Marinilla; el Pbro. Clemente Giraldo, párroco por 60 años de Granada y fundador del municipio de San Luis, y el Pbro. Nicolás Giraldo, primer párroco de El Santuario, fueron algunos de Los hijos de la promesa.

    Fue así como literalmente nació la devoción en El Santuario hacia la Virgen de Chiquinquirá, misma que fue materializada en un cuadro de autoría desconocida cuyas medidas no pasan de los 60 centímetros de alto por 80 centímetros de ancho, y que reposa imponente en el templo que lleva su nombre después de dos siglos de haber saldado una promesa.

    Compartir:

  • Relacionadas