250 personas rodaron desde La Ceja hasta Mesopotamia

Con el objetivo de disfrutar de los paisajes y rechazar la práctica conocida como gravity bike, se llevó a cabo el pasado fin de semana el Reto 2.8, donde más de 250 ciclistas se vincularon con el evento que fue organizado por las administraciones municipales de La Ceja y La Unión.

Desde las 7 a.m. los pedalistas se reunieron en el Centro Comercial Viva La Ceja, transitaron por La Unión hacia el Corregimiento Mesopotamia y luego retornaron al parque principal de la localidad unitense, donde los ciclistas disfrutaron de muestras culturales, gastronómicas y artesanales.

De esta manera, otro evento deportivo finalizó a cabo con éxito y en esta ocasión, más que una competencia, el reto fue sensibilizar a los jóvenes de que el altiplano es un espacio en el que se puede practicar deporte de manera responsable, pero no es apto para realizar maniobras como los “descuelgues suicidas”, que ya ha dejado víctimas fatales en las vías del Oriente.

Comentarios